Fútbol: El club vitoriano que tiene jugadores de 50 nacionalidades

0
nacionalidades san martin
web oficial
IMQ – Nov 18

Por Daniel González. (EFE).- Niños y adolescentes de cerca de 50 nacionalidades están unidos en Vitoria, que se ha convertido en un referente en Euskadi de la integración a través del deporte, una de las herramientas más eficaces para erradicar desde la infancia cualquier comportamiento racista.

Es en el Club de Fútbol San Martín

Con el arranque de la temporada del fútbol base y escolar en Álava este club ha vuelto a congregar a unos 350 chavales distribuidos en 24 equipos convertidos en un crisol de culturas y razas.

Y es que en el CDF San Martín la premisa de la igualdad es una seña de identidad de este proyecto deportivo en el que “no se le cierra la puerta a nadie” y que concentra en sus filas a un 60 % de jugadores de origen extranjero.

En un contexto social en el que la escuela pública de Vitoria concentra en Primaria el 84,7 % de los alumnos extranjeros, esta entidad surgida de la Asociación de Madres y Padres (AMPA) del colegio San Martín “es un fiel reflejo de esa realidad”, explica a Efe Iñaki Pierrugues, el responsable de coordinar las políticas de integración del club.

Jokin Gutiérrez, vicepresidente del club y entrenador de algunos de los equipos, asegura que en sus 18 años de vinculación al CDF San Martín no ha visto nunca entre los chavales gestos de racismo.

“En los equipos todos se llevan muy bien”, señala, consciente de que esa amistad y buena relación “comienza en los equipos y luego ellos lo extienden a otros ámbitos de su vida. Cuando haces unos vínculos fuertes en un equipo lo vas a sacar fuera, porque se crean una serie de lazos afectivos” que perduran y hacen ver al diferente como uno más.

Y eso se traslada también a las familias. “Llega el punto en el que las familias se ayudan entre ellas, acercando al niño al campo o recogiéndolo… Hay un vínculo entre ellos que se extiende más allá del club”, sostiene el vicepresidente.

Este proyecto social, con años de desarrollo, hizo que en junio del año pasado se celebrara el I Encuentro por la Integración a través del Fútbol, una cita organizada junto al Ararteko (Defensor del Pueblo vasco), que reunió a más de 120 chavales en una fiesta con partidos amistosos y actividades que reflejaron la pluralidad étnica de este club.

“Cada temporada tenemos entre 40 y 50 nacionalidades”, recuerda Pierrugues, que vincula este fenómeno al crecimiento de la inmigración en la ciudad y a una política de puertas abiertas “en la que todo el mundo tiene cabida”.

Aunque algunos clubes de otros barrios de la ciudad también reúnen ya a un buen número de jugadores extranjeros, en el San Martín la representación internacional es aún mayor. “Tenemos chavales de todos los continentes. Es cierto que de algunos hay más, como los que vienen de África, Sudamérica o del Este de Europa, pero es que hay hasta de Australia”, comenta este miembro de la junta directiva.

“Somos un club social, en el que priorizamos que jueguen al fútbol todos aquellos chavales que quieran jugar y defendemos este deporte como nexo de unión y punto de convivencia. Y no sólo los jugadores, sino el conjunto de los componentes del club concebimos la integración como una cotidianeidad y la compartimos entre todos”, añade Pierrugues.

Todo ello a pesar de que otros clubes “más conservadores” buscan “fichar solo al que juega bien” y se fijan en los jugadores de origen extranjero que “destacan deportivamente”. Pero en este proyecto no se sale al campo solo en busca de tantos. La integración es también un gran gol.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here